Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cristiano Ronaldo sienta la cabeza

Ha marcado 40 goles en la Liga y se ha hecho con su segunda bota de oro europea. Al margen de su equipo, la temporada ha sido redonda para Cristiano. ¿Tendrá su estabilidad fuera del campo algo que ver?
Cristiano Ronaldo puede sentirse orgulloso de cómo ha terminado la temporada, al menos individualmente. Aunque su equipo se haya quedado sin Liga y sin Champions, el futbolista portugués ha conseguido un hito en la historia del fútbol español. El delantero ha marcado 40 goles, superando el récord de Zarra y Hugo Sánchez, y ha conquistado por segundo año consecutivo la Bota de Oro del fútbol europeo. Dos éxitos en los que quizá haya tenido mucho que ver la estabilidad que por fin ha llegado a la vida de Cristiano.
Un año ha pasado desde que descubrimos la relación del futbolista con la modelo rusa Irina Shayk. Fue en la portada de la revista Cuore cuando los vimos por primera vez juntos sobre un yate en Córcega. Doce meses después, la pareja sigue viento en popa y libre de escándalos. A Cristiano y a Irina los hemos visto en distintos actos, la cena de los Premios Glamour en noviembre o el último Open de Tenis de Madrid, siempre muy cariñosos y discretos (dentro de lo que su estilo les permite).
Ninguna declaración comprometedora en un año, ninguna foto fuera de lugar y sólo una polémica ha afectado a la pareja (o más bien a Irina). Hablamos del enfrentamiento que tuvo la modelo rusa con la revista GQ a la que acusó de haber manipulado las fotos de un reportaje que publicaron por todo lo alto y en las que aparecía presuntamente desnuda. Ni siquiera sus excesivos y comentados arrumacos en la grada del Bernabéu, con retirada anticipada del campo, han enturbiado estos 12 meses de relación.
Atrás han quedado los tiempos de Nereida Gallardo cuando Cristiano y la mallorquina protagonizaban estas tórridas escenas bajo el sol. Luego estuvieron las imágenes que publicó The Sun en las que la joven aparecía con sus  amigas en un baño de una discoteca en una actitud un tanto comprometedora. Ni tampoco los posteriores posados en Play Boy e Inteviú. Antes de Nereida estuvo la modelo colombiana Mirella Grisales, que también posó en Interviú aprovechando el tirón. Por no hablar de lo suyo con Paris Hilton, que en 2009 llegó a asegurar que salían juntos.  También ha habido romance con Nuria Bermúdez. ¿Y qué hay de la ex de Paquirrín? Naya,  que así se llama la chica, no sólo contó que hubo algo entre ella y el merengue, sino que en abril de 2010 también dio detalles en el medio argentino 'Minuto Uno'. "Si su miembro fuera una , sería una pizza familiar", declaró la chica.
La lista de escándalos que han rodeado estos últimos tiempos a Cristiano es larga e incluso ha habido prostitutas de por medio. Pero eso es pasado. Con 26 años, CR7 parece haber sentado al fin la cabeza y ni siquiera el debate sobre quién es la madre de su hijo le ha salpicado. El futbolista ha conseguido lo que pidió cuando anunció la llegada de 'Cristianito' vía Twitter: su partenidad no se ha convertido en objeto de  culebrón. De hecho, ni siquiera mantiene al pequeño oculto, le ha dedicado golesy hasta lo hemos visto en el estadio animando a su padre desde la grada.
Por todo ello, sólo podemos felicitar a Cristiano: por sus 40 goles, su Balón de Oro, su año de amor, por el próximo cumpleaños de su hijo y... porque durante todo este tiempo ha tenido tiempo para cuidarse y sigue siendo uno de los cuerpos de oro del fútbol español. ¡Enhorabuena!