Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Kate Winslet vuelve a recurrir a Stella McCartney para resaltar sus curvas

Una de las actrices más "reales" del cine mundial, re-presume de curvas con un vestido de Stella McCartney en rojo que ya llevó en blanco.
La actriz de 'Titanic' epató a todo el Festival de cine de Venecia con un vestido en blanco y negro de Stella McCartney al presentar 'Mildred Pierce' el pasado septiembre orgullosa de sus curvas, pletórica, en lo que se interpretó como una reivindicación de la feminidad en estado puro. Ahora repite modelo pero cambia color para acudir a una cena en París con su nuevo novio, Ned Abel Smith, por quien dejó al modelo Louis Dowler.
Blanco primero, rojo después. Parece que la actriz ha decidido versionarse a sí misma tras las críticas positivas recibidas con su arriesgada (según muchos) y reivindicativa (para muchos más) aparición del pasado septiembre en Venecia. La que es considerada como el ejemplo de mujer real y sin complejos en la gran pantalla, vuelve a dar ejemplo de naturalidad al repetir modelo favorecedor… aunque con un ligero cambio en el color.
Su nuevo chico, sobrino del multimillonario Richard Branson (dueño de la compañía Virgin), que se cambió el apellido por ‘RocknRoll’ y a quien conoció ¡cuando estaba con su ex, el modelo Dowler! intentando apagar un incendio que asolaba este verano su cabaña en el Caribe, parece estar bien contento con la sinuosidad de Winslet.
Ver más de: