Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Leire Pajín: 'No fumo, me encanta el deporte y hago dieta mediterránea'

Leire Pajín le hace un hueco a divinity.es el día en que se estrena en el Congreso como ministra de Sanidad. Le preguntamos por sus hábitos para chequear si son o no saludables y sobre las polémicas declaraciones del alcalde de Valladolid.
Hacía mucho tiempo que no se subía a la tribuna del Congreso de los Diputados y, sin embargo, no ha mostrado ni el más mínimo titubeo. Leire Pajín se ha estrenado ya en su primera sesión de control al Gobierno como la nueva Ministra de Sanidad, Igualdad y Política social y lo ha hecho defendiendo la lucha contra la violencia de género. Tras la sesión, más relajada, en los pasillos del Hemiciclo, nos ha hablado de sus proyectos, sus aficiones y de un tema espinoso que la ha acompañado en su nombramiento: las inapropiadas palabras del alcalde de Valladolid sobre su aspecto físico.
Como ministra de Igualdad, ya se ha estrenado. Serena, firme y confiada, Leire Pajín ha defendido "el compromiso pasado, presente y futuro" del Gobierno en la lucha contra la violencia de género.
Como ministra de Sanidad, y declarándose una orgullosa ex fumadora, se enfrenta a la aplicación de una ley que puede llegar a darle más dolores de cabeza que el propio tabaco: a partir del 2 de enero de 2011 no se podrá fumar en ningún espacio público cerrado o semi-cerrado. Leire está tranquila: "Ésta es una ley que se ha aprobado con un amplio consenso en el Parlamento y se aplicará en España con toda normalidad como ha ocurrido en el resto de Europa. Y lo digo como ex fumadora que soy. Casualmente dejé de fumar hace tres años y medio, cuando se aprobó la primera ley antitabaco".
Mucho deporte y comida sana
Además de no fumar, la nueva ministra tiene otros muchos hábitos saludables. "Me gusta el deporte desde que era una niña y siempre que tengo un hueco, aunque tengo pocos porque mi agenda suele estar bastante apretada, me escapo para hacer ejercicio".
Sus compañeras de trabajo la definen como una magnífica esquiadora, aunque ella lo niega (por pura modestia) al tiempo que confiesa que le encanta la gastronomía española. "No sigo ninguna dieta en especial, pero la comida mediterránea es lo que más me gusta", nos ha dicho, y si es así, disfrutará día a día del menú de la cafetería del Congreso. Esta semana se sirve: arroz de setas de temporada, ensalada de langostinos, manitas de cerdo ibérico y caldo de picadillo, con tarta casera de postre.
Encantada de volver al Parlamento (y no gracias al alcalde de Valladolid)
Es evidente que Leire está viviendo uno de sus mejores momentos y así lo ha declarado: "Para mí es muy grato volver al Parlamento, que es el lugar donde comencé mi vida política, aquí, en Madrid, hace ya diez años. El Parlamento es siempre una prioridad", y lo es a pesar de que haya tenido que soportar los inadecuados comentarios del alcalde de Valladolid sobre "sus morritos", restándole valor a su nombramiento político.
Dicho alcalde ya se ha disculpado públicamente; sin embargo, Leire no da el asunto por zanjado: "No podemos consentir que se juzgue a las mujeres, ya sean políticas o ciudadanas anónimas, por su aspecto físico y no por su trabajo, por el mero hecho de ser mujeres. No lo podemos consentir".
Lo que desde luego no se puede decir es que ella sea una mujer ostentosa. En su primer día como ministra, ha elegido un conjunto muy sencillo -vestido gris y chaqueta larga de color azul oscuro-, se ha recogido el pelo en una coleta y apenas ha usado maquillaje.