Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las gansadas de Selena Gómez en el ascensor del hotel

Después de dar el que ha calificado como concierto de su vida y recibir un disco de oro, la diva del pop no podía rebajarse a caminar como el resto de los mortales. Su padre tuvo que subirla a hombros ¡en el ascensor! ¿Era necesario?
Disco de oro en México. Concierto hasta la bandera. 16.600 fans. Según ella misma ha dicho en su twitter: "El más intenso, loco, caótico y bonito" de su vida. La prensa mexicana habla de "hechizo", de "princesa del pop", de "euforia". Una noche perfecta ¿y cómo la corona la novia de Justin Bieber? A lomos de su propio padre cual reyezuela oriental del siglo XX. La cara del hombre es un poema. La posición de las cejas es elocuente: ¿Cómo decirle que no a la diva? Pero también un divinity: ¿Era necesario, Selena?