Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un 80% de posibilidades de curación para Michael Douglas

El actor, visiblemente más delgado pero de muy buen humor, ha visitado el programa de David Letterman y ha hablado abiertamente de su enfermedad. Acaba de comenzar la quimioterapia y, aunque admite que lo peor está por llegar, afronta el futuro con optimismo.
En su primera aparición pública después de que hace tres semanas anunciase que padece cáncer de garganta, Michael Douglas presentaba buen aspecto, aunque la pérdida de peso era visible. El actor acudió anoche al programa de David Letterman en una visita que, según comenta el propio Douglas, estaba ya cerrada antes de que fuese diagnosticada su enfermedad con fines promocionales para su nueva película, 'Wall Street 2: money never sleeps', que llegará a España el 1 de ocrubre. Michael decidió no cancelarla y acudir al programa para hablar de su cáncer en tono positivo y esperanzador. Eso es profesionalidad y lo demás son vainas.
"Tengo cáncer. Me enteré hace unas tres semanas, justo cuando me enteré también de que tenía que venir a tu programa", comentó entre las risas del público. "Lo siento, no pude resisitirme a hacer este chiste. Pensé: ¿cuán lejos puedo llegar para promocionar una película?". Pero Douglas también se puso serio para hablar del estado de su salud. "Estoy en fase 4, que ya es una fase intensa, por lo cual los médicos tuvieron que ponerse manos a la obra. Pero en este caso lo que tiene que preocuparte es que se extienda de cuello para abajo. Y yo sólo lo tengo por encima del cuello. Así que las esperanzas son buenas".
La tranquilidad del actor comentando, por ejemplo, que su cáncer tiene aproximadamente un 80% de posibilidades de curación sorprendió a toda la audiencia y también al propio David Letterman, que le comentó: "¿cómo es posible que parezcas tan tranquilo?", a lo que respondió Douglas: "es que estoy en un plató". Luego explicó, eso sí, que aún está en su primera semana de quimioterapia y la radiación aún no ha hecho todavía estragos en su organismo. "En unas semanas estaré peor, mi voz puede cambiar, me será difícil tragar... la peor parte aún no ha empezado".
Douglas siempre ha sido consumidor de alcohol y tabaco, factores que aumentan el riesgo de cáncer de garganta especialmente en los hombres a partir de los 50. Desde divinity.es esperamos que, con la ayuda de la quimioterapia y unos hábitos vida más saludables, nos queden todavía muchísimas películas que ver de uno de los actores más importantes de los últimos 30 años.
Por cierto, si dominas el inglés, echa un vistazo a lo mejor de la entrevista aquí.