Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Querías raíces? Pues aquí tienes dos tazas

Si en los próximos días ves a una famosa o te encuentras a alguien con raíces, no te alarmes: ahí donde lo ves, se llevan los pelos bicolores y la culpable de todo es Drew Barrymore.
Imagínate que te decoloras el pelo y que decides no repasar las raíces en un año y pico... Éstas te llegarían como a la altura de la oreja e incluso más abajo, y darías un cierto aspecto desaliñado por la vagancia que te ha dado volver a teñirte. Bien, pues como los caminos de la moda son inescrutables, debes saber que este raíces-larguísimas-look es tendencia en peluquería esta temporada.
Como otras modas, ésta la han empezado a instaurar algunas famosas. Bueno, y tu vecina del 5º que lleva años sin ir a la peluquería, pero ésa no cuenta. El tema empezó a llamar la atención con la promo de la película 'Salvando las distancias', donde Drew Barrymore hacía gala de sus larguísimas raíces. Pero hemos de remontarnos a unos meses atrás, cuando otras celebrities empezaron a mostrar poco interés en repasarse las mechas. La que menos, y desde los años 80, la mismísima Madonna, enseñando siempre unos pocos centímetros de su color original de pelo.
Pero, esta temporada, la tendencia va más allá, dejando la melena muy claramente teñida en dos colores. ¿Pereza por ir a la peluquería o look perfectamente estudiado? Por supuesto, la respuesta es la segunda opción. Hemos hablado con los estilistas de los salones Mirache, que han arrojado luz sobre este tema, y aseguran que es un tipo de coloración que llevan haciendo mucho tiempo. Nos cuentan que es un estilo californiano que está teniendo bastante éxito porque produce sensación de juventud, aunque ellos lo hacen con un efecto bicolor menos pronunciado para ofrecer un contraste menos radical. Lo que se busca es emular el efecto del sol en el pelo después de una temporada en la playa, con las puntas más gastadas y las raíces originales.
¿Cómo se hace? Con una técnica denominada como 'a mano libre' que consiste e colorear los extremos y las puntas mechón a mechón, sin dar color en el centro. Se pronuncia más el color de la parte frontal, resultando muy favorecedor en el rostro, rejuveneciendo y aportando frescura. Además, tiene la ventaja de que no hay que acudir cada dos meses al salón para repasar el color, por lo que se daña mucho menos el cabello.
Tal y como nos cuentan en Mirache, este curioso teñido es ideal para melenas onduladas o rizadas, dado que en las lisas queda un poco peor. En el cabello corto ni se plantea: quedaría fatal. Si te encuentras inspirada, en estos salones puedes realizarte esta coloración desde 60 euros.
Así que, no es casualidad ni vagancia que estas famosas se presenten a las fiestas y eventos con palmo y medio de raíz. ¡Es que se lleva de verdad! El bicolor empieza a triunfar para alegría de todas aquellas que detestan la esclavitud del tinte. Y, eso sí, no confundamos ‘dos colores’ con el pelo de Mónica Naranjo en sus primeros tiempos... ¡No es lo mismo!