Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Recíclate: cosas útiles, bonitas y divertidas que puedes hacer con la ropa que ya no usas

reciclajedivinity.es
Seguro que cada vez que te asomas a tu armario  te haces más consciente de la cantidad de ropa que tienes y no usas. Antes de tirar la que no puedes dar porque está demasiado estropeada, piensa que a esas prendas aún les queda una vida más. Hay multitud de tutoriales que te enseñan a convertir tu ropa vieja en cosas útiles o simplemente bonitas: un top hecho con un par de medias, una alfombra tejida con viejas camisetas o vaqueros destrozados, divertidas marionetas con calcetines desparejados o un calienta manos para días en que las temperaturas bajan de cero. No te lo pierdas, vas a alucinar.
Si tienes unas medias con carrerillas, hazte un top
reciclaje
Hacerse un top con un par de medias, unos leotardos, leggings… es una de las últimas sensaciones de internet y el tutorial es tan sencillo que ahora mismo te puedes poner manos a la obra, sólo necesitas unas tijeras. Si son medias o leotardos, córtalos rectos justo por el tobillo y ya tienes las mangas; luego extiende la prenda y corta la entrepierna en forma de V, ya tienes escote. Debes tener cuidado porque que cuanto mayor sea la V más amplio será el escote, así que es mejor ir poco a poco.
Alfombras coloridas con prendas cortadas a tiras
reciclaje
Te va a parecer mentira, pero estas alfombras tan chulas están hechas con ropa, la primera sólo con prendas de algodón, la segunda con todo tipo de tejidos, desde vaqueros a vestidos. Para realizar este tipo de trabajo hay que hacer dos cosas: la primera, es convertir la ropa en tiras de trapillo que sean de la misma medida y la segunda, seguir los tutoriales al pie de la letra. El primero es de la web ‘A Piece of Rainbow’ con fotografías que no dejan lugar a dudas. El tutorial de la segunda alfombra puedes encontrarlo entre otras en ‘Little House in the Suburb’, o hacer una trenza, enroscarla con la forma deseada y luego coserla como indican en Instructables. Pero el mundo de las alfombras de trapillo no acaba aquí, es casi infinito y si no lo crees, date una vuelta por internet.
Hazte un antifaz muy particular para dormir
reciclaje
Busca a ver si tienes alguna prenda de color turquesa, que seguro que ya no te pones… lo que sea, pero que mida al menos 16 por 25 centímetros. Con ella te puedes hacer el maravilloso antifaz con el que Holly Golightly (Audrey Hepburn) en “Desayuno con Diamantes”. El patrón es muy fácil de encontrar, pero ten en cuenta quetendrá que tener las medidas de tu cabeza. El tutorial completo lo tienes en TiB, aunque éste está hecho en fieltro y el de Holly era de seda. No importa el tejido que uses, pero si es muy suave será mejor que pongas una entretela entre la parte interior y la exterior para darle un poco de rigidez.
Marionetas y monstruos con calcetines desparejados
reciclaje
Si te has planteado alguna vez qué se puede hacer con un calcetín desparejado, aquí tienes la solución para hijos, sobrinos, nietos, ahijados y demás pequeños a quienes te guste regalar cosas creativas. El mundo de los monstruos y marionetas hechos con calcetines es tan amplio como lo sea tu imaginación, pero si quieres alguna guía para no perderte puede visitar algunas webs como Guía Infantil y si buscas ideas que te inspiren, en Socks Puppets y en Socks Monsters encontrarás cientos de ellas.
Decorar huevos con corbatas de seda viejas
reciclaje
Vale, no es demasiado útil, pero para decorar en Navidad tiene mucho punto. Para conseguir estos huevos decorados necesitas unas corbatas de seda, unos huevos previamente vaciados de su contenido, unas cuerdas, una tela blanca y vinagre. Seguro que ahora te has quedado con la intriga…, pues en la web VIX tienes una buena traducción de cómo lo hacen en Our Best Bites.
Calienta manos con cualquier resto de tela y arroz
reciclaje
Si tienes alguna prenda de pana, de terciopelo, de fieltro, lana, borreguito, ante… vamos, algo calentito que esté destrozado, puedes hacerte unos calentadores de manos. El tamaño, pues que quepa en la palma de tu mano. La forma, la que tú quieras: rectangulares, redondos, corazones o lo que inventes. Es tan fácil como recortar cuatro piezas con la forma deseada, coser de dos en dos y rellenar cada una de ellas con arroz. Para calentarlos bastan 30 segundos de microondas. Puedes seguir las instrucciones en Handmade by Is o en el blog de Free People.