Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Al medio, lado, en zigzag: dime qué tipo de cara tienes y te diré qué raya te queda mejor

raya en el pelodivinity
¿Has probado a cambiártela de lado alguna vez? Porque igual te estás equivocando… Según cuál sea tu fisonomía, llevar la raya en medio o a un lado hará que tus rasgos destaquen más o menos, tanto los que te gustan como los que prefieres disimular. Lo que se busca es equilibrar las facciones, por eso lo más importante es la forma de la cara (ovalada, redonda, cuadrada, alargada, corazón o diamante) aunque la amplitud de la frente y la densidad capilar también se deben tener en cuenta.
Caras ovaladas: suertudas a las que todo les va bien
raya del pelo
Un rostro ovalado es ligeramente más largo que ancho, prácticamente simétrico, con la frente ligeramente más amplia que la barbilla y con mandíbulas poco angulosas. Son caras a las que les va todo tipo de peinado, da igual dónde se coloquen la raya del pelo porque no necesitan dar amplitud ni afinar ningún rasgo.
Caras alargadas y rectangulares: apuesta por la raya en el medio
raya del pelo
Los alargados son rostros con frente alta, barbilla afilada y generalmente sin pómulos. Los rectangulares se diferencian de éstos en que la mandíbula y los pómulos son angulosos. Ambos deben buscar redondear sus rasgos aportando volumen en los laterales, por eso les favorece la raya en el medio. Lo mejor para potenciar los pómulos es que el pelo esté trabajado a base de diferentes tonos de color o distintos largos de capas, evitando que la melena caiga lisa a ambos lados de la cara porque se conseguiría el efecto contrario.
Cara redonda y cuadrada: elige la raya a un lado
raya del pelo
Las caras redondas y cuadradas suelen tener una anchura y longitud similares, se diferencian en la mandíbula porque una es redondeada y la otra angulosa. Estos rostros deben buscar el efecto contrario a las anteriores, procurando afinar sus rasgos. Lo mejor es hacer una raya en el lado que más te favorezca y dejar caer en diagonal un mechón o flequillo largo, de esta manera el rostro se equilibra. Si quieres optar por una raya en el medio, peina el cabello con ondas muy suaves, evita el liso total porque enmarca la cara y acentúa los rasgos.
Cara corazón y triangular: raya lateral muy baja
raya del pelo
Ambos rostros responden a la misma morfología: frente y pómulos anchos, barbilla estrecha y algo afilada, pero se diferencian porque la forma de corazón viene determinada por el llamado pico de viuda (un pico que se forma en el nacimiento del pelo justo en el centro de la frente). En los dos casos el equilibrio se consigue con una raya lateral que recorra el rostro en diagonal. Si quieres usar la raya en el medio, es mejor llevarla con un flequillo largo y despuntado.
La forma y tamaño de la frente también importa
raya del pelo
Si tienes la frente estrecha y plana (suele ocurrir en los rostros en forma de triángulo invertido) debes evitar la raya en medio, además te sentará muy bien dejar algo de flequillo cayendo por la frente. Por el contrario, si tienes la frente amplia y cóncava no sólo te sentará bien retirarte el pelo de la cara, puedes incluso no hacerte raya alguna.
Raya en zig-zag: para dar volumen al pelo fino
raya del pelo
Cuando no hay demasiada densidad capilar, bien porque el cabello es fino, bien porque no es abundante, se puede recurrir a la raya en zig-zag. Este truco no sólo aporta volumen a lo largo de todo su recorrido, ayuda a que se disimulen las raíces si llevas el cabello teñido. Si te vas a hacer una raya en zig-zag evita marcarla en exceso, un truco es utilizar una aguja de hacer punto para que se vea irregular.