Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Robert Pattinson, todo un HOMBRE nuevo

Robert PattinsonTon Vilanova
Acaba de cumplir 27 años y dice haberse quitado dos importantes pesos de encima: el primero, ya nunca más será vampiro; el segundo, ya se siente mucho más hombre. Robert Pattinson está viviendo su particular paso a la madurez a golpe de anuncio de Dior y películas de autor, disfrutando de su soltería y criticando, siempre que puede, a la saga que le dio fama mundial.

“Hasta ahora me veía como un adolescente y, desde hace unos meses, ya no me siento tan inmaduro”, asegura Robert Pattinson con motivo de la presentación del nuevo anuncio de Dior Homme. A sus 27 años, el londinense se ha convertido en el sorprendente nuevo embajador del perfume de la ‘maison’ francesa, sustituyendo nada menos que a Jude Law, entre británicos anda el juego.
Para la campaña, que se presenta en forma de vídeo llamado ‘1.000 vidas’, el actor de ‘Crepúsculo’ (mal que le pese) muestra su lado más misterioso, con toques rockeros y sobre todo muy sexy. El realizador Romain Gavras y la fotógrafa Nan Goldin han sido los encargados de dar esta vuelta de tuerca a la imagen de Pattinson, que se lo ha creído hasta límites insospechados.

“Sólo quiero trabajar con genios” o “Me gustaría que todas mis películas fueran al Festival de Cannes” son algunas de las joyas que va soltando el muchacho, perdón, el señor. Dior está encantado con toda esta repercusión y con este cambio de su estrella, tal es así que no ha dudado en compartir estas imágenes del rodaje con los fans a través de Twitter, con la siguiente leyenda: "Vive libre, rápido y fuerte. Robert Pattinson para la fragancia de Dior Hombre. Estad atentos... #DiorRob".

El protagonista de ‘Crepúsculo’ (lo hemos vuelto a hacer) aparece de lo más sensual junto a la guapa modelo Camille Rowe, prodigándose continuas muestras de cariño tumbados en una cama, en la bañera o en la playa. Una historia de amor a toda velocidad ofreciendo una imagen de Rob que recuerda mucho a James Dean, otro paradigma de la eterna juventud.
Pero Robert está trabajando duro para que el público más serio le tome en cuenta. Ahora sólo rueda películas de autor como 'Mission: Blacklist' (Jesper Ganslandt), 'The Rover' (David Michôd), 'Queen of the Desert' (W. Herzog) o 'Maps to the Stars', donde repite con David Cronenberg tras la aclamada 'Cosmópolis'.

Además, ya no le importa si sale guapo o no. Para ‘The Rover’ ha pasado dos meses en un pueblo de Australia cubierto de polvo del desierto. ”Mi personaje se rompe los dientes, sangra, se llena de barro. En el set, nadie se esforzó en que pareciera guapo. Justo lo contrario que en 'Crepúsculo'. Y nunca había salido en un filme sin camiseta porque me da vergüenza. Pero en esta cinta, no la llevo nunca”, cuenta en una entrevista para 'El País'. “¡Sí, desde ahora no me la pondré jamás!”.
Sobre Kristen, ni palabra, sobre todo ahora que la muchacha se ha ido a vivir con su nuevo novio, el también actor Lane Garrison. Donde sí se despacha a gusto es cuando le preguntan sobre 'Crepúsculo' (“No habría podido rodar otra más”) o sobre sus fans, a los que tacha de obsesivos. "¿No tienen nada mejor qué hacer? A veces me pregunto si todo el día están sentados frente a su ordenador esperando alguna noticia sobre cualquier cosa que tenga remotamente que ver con 'Crepúsculo', para hacer un comentario. No lo entiendo".

Chico, quizás si fueras un poco menos maduro pero más agradecido podrías pillarlo. Queremos más Edward y menos Sr. Pattinson.