Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿La belleza está en el interior?

Nacho MOntesdivinity.es
Lo que esconde una bragueta, un pantalón o un jeans no es sólo un secreto de culto, moda o fetichismo en el mundo femenino. Slips, boxer, calzones, shorts… Las prendas más íntimas masculinas han sido siempre un tema de sesudo estudio de la industria de la ropa interior. Pero ¿qué llevan ahora los hombres? ¿Y los hombres gays? Este servidor ha hecho una encuesta entre sus muchos amigos y el resultado ha sido este ranking.
1. El slip
El farda huevos de toda la vida, ese con el que los hombres se tiraban a las piscinas del mundo, en formato turbo negro, allá por los 80 sigue causando estragos en ellas y ellos, triunfado en los interiores de la mayoría de los encuestados. Dicen que agarra bien y resalta los rincones más secretos de los hombres. 
HOLÑA.jpg
2. El boxer
Es sin duda, a parte de mi preferido y el que siempre uso, el modelo perfecto para quienes no pretenden causar tanto estrago pero sí triunfar en cualquier situación. Agarra lo mismo, oculta un poco más y sigue siendo sexy a la vez que discreto. Si son negros, grises o blancos es un must; si los usamos estampados, pues un plus. 
Calzoncillos
3. El calzón de abuelo
En los últimos años han cogido fuerza aquellos calzones blancos de abuelillo que los gays de la generación de los 80 y 90 usamos en nuestra infancia. Se trata de un calzoncillo de algodón, blanco, con bragueta sin botón. Está a caballo entre el slip y el boxer ya que se trata de un meyba ligero y de algodón, cómodo y transpirable, que esto último siempre es un alivio para los fogosos. 
BLACO.jpg
4. El suspensorio
Algunos creían que sólo los usaban los actores de cine de adultos pero no, hay algunos que los llevan en su día a día casi de la misma forma con la que las chicas usan los tangas. Pero no todos le ven la comodidad, ni siquiera la funcionalidad de llevar el trasero al aire. Aún así está en el penúltimo puesto del ranking porque según la mayoría de los encuestados es peor el short de tela de sábana. 
DSSFSFS.jpg
5. El short de tela
Fue y es el preferido por los pijos de asfalto pero ha perdido fama entre las nuevas generaciones y en el mundo gay está casi denostado porque se trata de un pantalón corto de tela, normalmente de rayas o cuadros, que no da opción a la insinuación ni mucho menos al fetichismo erótico. Pero oye, esto depende siempre de lo calenturienta que tenga la mente cada cual, más allá de una licra o una tela.
Calzoncillos
A mí el short de tela me gustó antaño, pero hace años que me decanté por los boxer. Si me ponen un slip se me estrangula el alma y lo del suspensorio No Sabe / No Contesta. Y vosotros, ¿cómo arropáis vuestros tesoros del amor?