Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

MBFWM Jornada 4

MONTAJE NACHO MONTESdivinity.es
THE 2nd SKIN
⬆️CON HILO
2ND SKIN
El Edén de The 2nd Skin huele a polveras de porcelana y brilla como las noches de estrellas.
Vestidos con abrigos bata, sedosos y sutiles... pantalones y abrigos, casi kimonos, con oníricos jardines orientales. Vestidos azul perla con faldas que recuerdan a Balenciaga. Verdes y oro, rosas de otro tiempo pero que nunca marchitan. Volantes inmensos de una sola sisa. Rojo encendido, muselinas flotantes bajo abrigos de lanas inmensas y cálidas. Dos piezas pijama de infinitas mini flores, chispas vegetales en un Edén que parece tener de dueño al éxito. Azulón. Vestidos ultra fiesta, midis, de faldas onduladas y mangas largas, chispeantes. Noches de estrellas. Blanco perla. Largos exquisitos con espaldas enlazadas. Negro. Cortos satén con vivos glitter. Cobre. Largos silueta en lentejuelas cobrizas. Sirenas de jardín. Rosa. Del palo sutil al chispeante, pasando por los cuarzos y los porcelánicos. The 2nd Skin recorren, en una caja de porcelana vintage y viva, parte de sus últimos años de glorias. ¡Chapó!
ALVARNO
⬆️CON HILO
ALVARNO
La magia de los Alvarno va más allá de la suerte milenaria y de las culturas.
No necesitaban resurgir porque siguen vivos y mucho los Alvarno, pero su 'resurrección' es un grito feliz a la magia del azar a través de la constancia, el esfuerzo y el trabajo bien hecho, mucho más allá de lo que la vida nos devuelve y de los sortilegios ancestrales de mil culturas. Esa constancia, como la del escarabajo, anida en cada prenda de una colección rotunda. Abrigos coloristas de cebra. Abrigos militares ultra largos, cálidos y potentes. Bufandas de zorro. Chalecos ricos sobre faldas de plisadas transparencias. Camel, verde, naranja, cobre, marino, negro, toques de azarosa turquesa. Oro en pantalones elefante con casacas casi rusas. Brocados de lana, cashmere de camello, lúrex, jacquards felinos que invaden la ciudad. Bordados geométricos. Galones de terciopelo. Un abrigo de organza con martas cibelinas, de Santiago del Palacio, domina un día que al terminar convierte la noche en plisada sutileza negra y escotes de cristal.
JORGE VÁZQUEZ
⬆️CON HILO
JORGE VÁZQUEZ
El circo de Vázquez no es nuevo pero sigue siendo espectáculo.
Abrigos tinta brocados en oro sobre blusas celestes de lazadas francesas. Negro francés. Sastres diplomáticos en beige. Midis azul noche cuajados de paillettes. Destellos de fresa. Babuchas de un circo soñado. Faldas vichy con camisetas y perlas. Jerseys de punto, camel y marino, sobre faldas tubo brocadas. Calcetines gondoleros con babuchas festivas. Trapecistas. Tul plumeti negro. Un carrusel infantil, mimosas que cuajan pasarelas y jardines, reflejos de otros espejos... Lo de Vázquez no es nuevo, ni lo más original, pero no merma su puro espectáculo.
DUYOS
⬆️CON HILO
DUYOS
Veinte años es mucho, mucho... y si lo haces sublime, como Duyos, es lo más.
Si Chanel viviese, y en Madrid, habría hecho hoy el juego de espejos de Duyos con Nieves Álvarez, Verónica Blume, Cristina Piaget, Vanesa Lorenzo, Judith Mascó, Laura Sánchez, Almudena Fernández, Marina Pérez, Helena Barquilla, Madeleine Hjört... Sublime homenaje a nuestras modelos top y a nuestra historia de la moda. Sandalias de plumas, estolas de piel, cristal, transparencias, pailletttes, tul, glitter... glamour. Cuerpos de marabú, faldas de plumas reales.... Transparencias cristal... Noches de cuerpos rizados sobre faldas bordadas en cristal. Vestidos tela de araña en cristal azabache. Lujo simple, clase innata... Duyos celebra sus 20 con lo mejor y con las mejores.
JUANJO OLIVA
⬆️CON HILO
OLIVA
El nuevo riesgo de Oliva confunde pero él es él.
Lo que importa es la esencia de las cosas, más allá de toda condición... con esta filosofía arranca un nuevo camino Oliva, con hombres por primera vez. Hombres urbanos que pisan ciudades con botas sólidas, jeans desestructurados, chaquetas casaca abiertas y sin opresiones. Capuchas, faldas con cremallera, trenchs de napa teja. Ellas pisan asfaltos con sudaderas con capucha y enlutadas asimetrías. Trenchs mostazas para ellos. Paños de lana unisex. Sudaderas sin sudor. Sastres masculinos anchos en café; mostaza y negro en tobilleros con blazer y cazadoras. Los largos clásicos de Oliva siguen definiendo a sus exitosas mujeres urbanas. Sus hombres aún son un experimento incierto. Pero no seré yo quien no le de una nueva oportunidad a Juanjo Oliva.