Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cualquier tiempo pasado... ¿fue mejor?

No siempre el paso del tiempo hace estragos y nos empeora. Vale que algunas celebrities han llevado fatal el paso del tiempo y se han avejentado, han engordado, han abusado del bisturí y en definitiva se han convertido en una caricatura de quienes fueron. Pero no siempre es así. Hace unas semanas Justin Timberlake declaraba que cuando ve fotografías suyas antiguas se pregunta: “¿Quién es ese panoli?” y no le falta razón.

No sólo él ha mejorado con el tiempo, los buenos estilismos, las modas o que algunas personas son como el vino y mejoran con el tiempo demuestran que muchos de nuestros famosos han ganado con el paso de los años.

Ana Rosa, de look 'teacher' a madurita juvenil

Ana Rosa

El caso de Ana Rosa Quintana es uno de los mejores ejemplos de cómo aprovechar el paso del tiempo. Hace veinte años la reina de las mañanas parecía más vieja de lo que es ahora en realidad. Cuando presentaba “Veredicto” en la década de los 90 tenía el look como de profesora de Literatura (con todos los respetos a las profesoras de Literatura, que las hay muy fashion). Ahora, dos décadas después nuestra AR es la viva imagen de que se puede ser madura y juvenil sin parecer Pilarita de Gran Hermano.

George Michael, de mariplayas hortera a gay chic (y también hortera)

George Michael

El ex vocalista de “Wham!” tiene un ejemplo digno de estudio: ha mejorado con el tiempo una barbaridad pero sin ninguna duda “el que nace hortera, muere hortera”. En los años 80 George parecía que se había escapado de la Academia de Peluquería de Rupert. Hoy en día su estilo se ha refinado y está mucho pero que mucho más guapo pero donde antes había un compañero de estudios de Raquel Mosquera ahora está un doble oficial de uno de “Los Chunguitos”

Marta Sánchez y Paulina Rubio; chonis en los 90, divinas en el siglo XXI

Pau y Marta

Las mayores divas del pop de España y México, Marta Sánchez y Paulina Rubio respectivamente, han pasado por un proceso de metamorfosis semejante. En los años 80 eran la fantasía sexual de toda la población heterosexual masculina aunque desprendían vulgaridad a raudales. Con el paso del tiempo han dejado de presentarse algo menos ordinarias (ya no tienen esos gatos a modo de cejas) y tienen un look mucho más divinity.

George Clooney, el cateto que se hizo cañón

George Clooney

Antes de convertirse en el hombre seductor, elegante y embaucador que es hoy en día, George Clooney fue un joven catetillo y garrulín. Revisitando sus imágenes de juventud nadie podría imaginarse, ni por asomo, que ese chaval con pintas de palmero en “Bordón 4” iba a transformarse en uno de los hombres más apuestos del panorama internacional.

Demi Moore y Avril Lavinge, patitos feos

Demi y Avril

La historia del patito feo que se transforma en bello cisne se hace realidad viendo el pasado de dos actuales mujeres de bandera. Demi Moore, tan eternamente sexy, fue una niña feúcha, con gafas y aspecto de empollona. En el otro lado tenemos a Avril Lavigne, la diva del pop era en sus tiempos de instituto una chica que, sin ser para nada fea, tenía aspecto de repipi ultraconservadora que tiraba un poco para atrás.

Sarah Jessica y Chelsea Clinton, el triunfo de los estilistas

SJP y Chelsea

El mérito de que el paso del tiempo juegue a favor de muchas celebrities no sólo reside en ellas mismas, muchas veces hay que agradecer las mejoras a los estilistas y cirujanos. En esta división juegan Sarah Jessica Parker y Chelsea Clinton. Un buen arreglo, unos complementos adecuados y un peinado favorecedor han conseguido que tanto una como otra hayan ganado unos cuantos enteros en lo que a look se refiere.