Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Feos pero atractivos

La belleza física no se rige por criterios objetivos. Los guapos muchas veces nos dan una pereza que nos morimos y, en otras ocasiones, los que nos parecen más atractivos son hombres objetivamente feos. Algunos de ellos llegan a erigirse, incluso, como auténticos sex-symbols. Repasamos sus nombres.
Hugh Laurie
FEOS
El doctor House tiene algo que nos gusta y no es precisamente el seguidismo de los cánones griegos de belleza. A pesar de sus ojos saltones, su piel descuidada y su aspecto dejado muchos y muchas suspiran por su físico. Quizás su papel en la ficción, el del médico ingenioso y borde, ha colaborado en que protagonice las  fantasías  de millones de personas en todo el mundo.
Adrien Brody
FEOS
Conquistador nato de nariz infinita. El actor tiene un atractivo y carisma natural por encima de su belleza (o su falta de ella).  Las más guapas han caído rendidas a sus encantos como Elsa Pataky o su actual novia, un pivón llamado Lara Lieto.
Javier y Carlos Bardem
FEOS
Carlos y Javier Bardem tampoco es que sean especialmente bellos. Más bien todo lo contrario: tienen rasgos que los acercan más a los primates que al homo sapiens. Sin embargo ese gen embrutecedor los hace muy atractivos para un amplio espectro de mujeres y hombres homosexuales. Penélope Cruz y Belén Rueda, en el caso de Javier, o Dafne Fernández y la ex actriz porno Celia Blanco en el caso de Carlos dan buena cuenta de ello.
Benicio del Toro
FEOS
El primo segundo de la cantante Rebeca la del ‘Duro de Pelar’ no parece tener nada más que una buena planta. Porque su voz es mucho más aguda y afeminada de lo que podría parecer, sus dientes son demasiado largos para su cara y sus ojos son como de resaca perpetua. Aún así, gusta. Y mucho.
Seal
FEOS
Seal tiene un cuerpazo de ébano. Pero si analizamos su rostro no es que digamos un hombre de facciones bellas o proporcionadas: Tiene el rostro plagado de cicatrices, la boca excesivamente grande, los dientes desordenados y un rictus de enfado continuado. Sin embargo… quien no haya suspirado por él que levante el pubis.
Pitbull
FEOS
El caso de Pitbull es el vivo ejemplo de la clásica pintada de aseo público que reza eso de “el secreto no está en ser guapo, sino en desprender follabilidad”. Pues eso es lo que le ocurre a Pitbull. Si se le analiza racionalmente estamos ante un chico bajito, con pintas de mafioso hortera, calvete y con un cuerpo normalito del todo. Sin embargo a pesar de estas credenciales es uno de los hombres más sexys del planeta.
Rafa Nadal
FEOS
El tenista de Mallorca tampoco es guapo pero las vuelve locas a todas. Quizás las conquista por su carita de niño bueno e hijo y yerno ideal o por su indudable cuerpo de infarto. Sin embargo, analizado con objetividad la gran estrella de la raqueta no es, ni de lejos, un chico guapo.
Willem Dafoe
FEOS
Su enorme boca, sus dientes separados, su nariz aguileña… las señas de identidad del actor Willem Dafoe son como para echar a correr y no mirar atrás. Sin embargo, a sus 57 años, puede presumir de ser uno de nuestros “feos sexy” más deseados.
Carles Puyol
FEOS
Algo tiene Puyol que las vuelve locas. El futbolista lo mismo lidera las listas de “los más feos” que el de “los más deseados”. Su cara de “podría matarte pero soy un trozo de pan” y su cuerpo escultural conforman los grandes atractivos del defensa central del F.C. Barcelona, que se ha ligado a tops como Malena Costa o Vanesa Lorenzo.