Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pelucas y pelucones, la última moda

Pelucasdivinity.es
El mundo de las famosas mola por muchas cosas: además de porque están forradas, porque les invitan a cosas por las que los demás tenemos que pagar, y porque muchas de ellas ingresan dinero con jornadas laborales ‘relajadas’, hay otra cosa que el resto de los mortales no nos atrevemos a hacer: llevar una peluca cada día. Cher, Beyoncé, Madonna, Rihanna, Lady Gaga cambian de peinado cada día con pelucas que cuestan una fortuna, ¿se imaginan yendo a la oficina o al super cada día con un carísimo look distinto por obra y gracia del pelo artificial?
En España el uso de famosas con pelucas por el simple gusto de cambiar de peinado (no por estar calvas o en algún tratamiento médico) es bastante escaso: Encarnita Polo, Aramis Fuster y pocas más. Sin embargo, en el mundo de las celebrities, todas las grandes son asiduas.
Pelucas
La madre precursora, como no podía de ser otra manera, fue la nunca suficientemente venerada y reivindicada Cher. La intérprete de ‘Woman’s World’ lleva cuatro décadas luciendo pelucones en todas y cada una de sus apariciones públicas. Ahora que está de promoción la vemos cada día con un peinado diferente ¡y nos encanta!
Las nuevas generaciones no se quedan atrás y ahí están nombres como los de Lady Gaga, Katy Perry o Nicki Minaj para demostrarlo. A las princesitas pop les mola el look extremo y no dudan en ponerse apósitos capilares de colores chillones e imposibles: así un día van de fucsia, otro de azul eléctrico, al día siguiente de lila… ¡Hay todo un pantone para elegir!
Pelucas
Pero, ¿cuánto cuesta la gracia peluquil? Pues no sale nada barata la verdad: porque nuestras famosas no lucen precisamente las que se venden en las tiendas 'Todo a 100' estos días para Halloween (a excepción de Britney, que en una época algo oscura, lo hizo):
Pelucas
Pero a lo que íbamos, estas pelucas no salen nada baratas: para empezar a hablar de buenas calidades que no te vayan a dejar calva (y entonces no te quede otra que usar peluca) hay que empezar a gastar a partir de 300 euracos por prótesis. Y de ahí para arriba. Si quieres tener una buena colección como nuestras famosas, pues empieza a echar cuentas.
También se puede elegir entre dos tipos diferentes: las de pelo natural o las de microfibra sintética. Ya depende del aspecto que le quieras dar a tu cabellera artificial: si no te importa que se vea que es falsa, como en el caso de las de Katy Perry, pues sintética; si quieres darle un aspecto más natural como Beyoncé, pues tira de pelo natural.
Pelucas