Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Princesas y bisturís: retoques estéticos en los palacios europeos

princesasCarlos Otero
Oteradas vuelve a abrir su página de monarquía europea para diseccionar el gusto de las princesas herederas por variar la fisionomía. No existe palacio real en Europa donde no habite una princesa con retoques quirúrgicos en su haber. Las hadas madrinas de las princesas de cuento han dado paso a expertos cirujanos que las mantienen eternamente jóvenes para que sus espejitos mágicos les aseguren que siguen siendo las más bellas de su reino.
La última en pasar por 'chapa y pintura' ha sido la princesa Mette Marit de Noruega. La pasada semana la próxima reina del país de los fiordos reaparecía en público con una cara nueva. Comparando una imagen de la esposa de Haakon del pasado mes de mayo con una actual, vemos que la buena de Mette tiene la piel planchada, los pómulos más marcados a lo Mario Vaquerizo y la boca más carnosa.
princesas
¿Qué se ha hecho la princesa noruega? Pues a tenor de las imágenes, es evidente que va hasta las cejas (nunca mejor dicho) de botox además de haberse inyectado colágeno en los labios y lleva ácido hialurónico en los carrillos.
La pizpireta Kate Middleton (o la Princesa Catalina como dicen los cursis) también ha mejorado sus facciones con ayuda de la ciencia médica. Las imágenes de archivo evidencian que la nuera de la difunta Lady Di se ha cambiado la nariz a través de una rinoplastia. Los tabloides británicos apuntan que, además, se inyecta botox y ha estilizado su figura gracias a una liposucción.
princesas
Mónaco GP (Gran Pecho)
En Casa de los Grimaldi lo de operarse les encanta, especialmente lo de ponerse pecho. La princesa Estefanía aumentó hace unos años su busto por obra y gracia de la silicona. Y no lo aumentó ligeramente: la intérprete de los hits ‘Ouragan’ y ‘Flash’ pasó de la talla 80 a la 100.
princesas
Su cuñada Charlene también ha pasado por quirófano para ponerse más pecho, y es que, como tantas nadadoras, la esposa de Alberto de Mónaco no tenía mucho. Además del busto, la princesa se ha tocado la nariz, los labios y se inyecta botox con frecuencia.
princesas
La mejora de Letizia
Mucho se ha especulado de la afición quirúgica de mi estimada compañera doña Letizia. Es evidente que la futura Jefa del Estado ha pulido su nariz y su mentón otrora prominentes. Asimismo rejuvenece su rostro con ayuda del botox. Sea como fuere la periodista ha mejorado su rictus considerablemente (aunque el postureo social obligue a decir eso de “me gustaba más antes”) . 
princesas