Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

RetrOterada: Así están ahora tus ídolos de la 'Súper Pop' de antes

SUPERPOPCarlos Otero
¿Recuerdas de tu visita semanal al kiosko para comprar la revista Súper Pop? Durante tres décadas, los adolescentes españoles han encontrado en la icónica cabecera el escaparate de ídolos de temporada más importantes. Aunque la revista sigue existiendo, en realidad el tiempo ha pasado para los protagonistas de las portadas a las que nos referimos. ¿Quieres ver cómo están ahora los mitos que forraron carpetas, paredes y horas de fantasía teen?
Kirk Cameron, de ‘Los problemas Crecen’ a predicador cristiano
SUPERPOP
¿Te acuerdas del travieso y sexy Mike Seaver de la serie ‘Los Problemas Crecen’? El actor Kirk Cameron se convirtió en la fantasía de millones de niñas de todo el planeta. El actor se ha convertido en un cuarentón padre de seis hijos, cabecilla de una secta ultrarreligiosa y portavoz de unas ideas que, cuando menos, se pueden calificar de fanáticas. “La homosexualidad es antinatural, perjudicial y destruye principios de la civilización”. El actor ha focalizado su carrera en la religión solo protagoniza películas de valores cristianos y se niega a protagonizar cualquier escena que incluya besos, caricias o insinuaciones sexuales.
Hombres G y el ataque de los cincuentones cocodrilo
SUPERPOP
'Sufre Mamón', 'Marta tiene un marcapasos', 'Venecia' o 'El ataque de las chicas cocodrilo' forman parte de la banda sonora de las que fueron adolescentes en los años 80. David, Dani, Rafa y Javi formaban ‘Hombres G’, una banda de pop que causaba auténtico furor entre las niñas.  Tres décadas después y tras varios años de silencio, la banda continúa editando discos y llenando recintos con ex quinceañeras de casi más de 40.
Luke Perry, hoy: Dylan se ha quedado calvo
SUPERPOP
En los años 90, los ídolos musicales dieron paso a los televisivos, y los protagonistas de ‘Sensación de Vivir’ se llevaban todas las portadas. De entre los personajes del serial, era el de Dylan el que generaba más sofocos adolescentes por aquello de ser un rebelde. Cuando la serie finalizó, la carrera del actor no prosperó y ahora interpreta de manera episódica personajes secundarios en telefilmes y series de escaso calado.
Jason Donovan, el australiano de oro
SUPERPOP
Australia se convirtió en una fuente inagotable de ídolos teen durante los años 80. Uno de ellos fue el cantante y actor Jason Donovan, la respuesta masculina a Kylie Minogue (con la que mantuvo un noviazgo y editó un sencillo a dúo). El intérprete de hits como ‘Too many broken hearts’ sobrevive como puede realizando giras musicales con sus temas en recintos de pequeño aforo.
Jordan Knight, el líder de NKOTB
SUPERPOP
Los primeros años 90 eran terreno exclusivo de New Kids on The Block para las adolescentes de medio mundo. Y su líder, Jordan Knight, el que más ‘fans’ atersoraba. Tras la disolución de la banda, intentó mantener el éxito de diferentes maneras. Se casó en 2004 con la que había sido su novia durante mucho tiempo, Evelyn Melendez, tiene dos hijos y ha abierto un bar.
Nick Carter, el ídolo de finales de los 90
SUPERPOP
Los últimos años 90 hicieron que los New Kids on the Block diesen paso a Take That y estos, a su vez, a los Backstreet Boys. En España el BSB que más gustaba era el rubiales Nick Carter. Tras la disolución de la banda, ha intentado mantener una carrera en solitario y actualmente recorre los Estados Unidos promocionando su úlitmo disco, ‘All American’.
Leif Garret, el primer teen-idol caído
SUPERPOP
Fue el primero en ocupar decenas de portadas del semanario adolescente. Y el primero en caer. El intérprete de hits como ‘I Was Made for Dancing’ marcó la adolescencia de la primera generación de adolescentes post-transición. Tras el éxito juvenil Leif no remontó: perdió pelo a espuertas y cayó en todo tipo de adicciones. Acabó vendiendo sus discos de oro para comprar cocaína. Una pena.