Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ryan Gosling y otros famosos con crisis existenciales

EXISTENCIALESCarlos Otero
Nuestro admirado Ryan Gosling anunciaba la semana pasada que abandonaba temporalmente su carrera profesional para “encontrarse a si mismo”. Este tipo de crisis existenciales con un punto metafísico no son una novedad en el mundillo celeb ¡Repasamos algunas de las más sonadas!
Algo debe tener formar parte del Mickey Mouse Club porque la mayoría de los famosos que salen de sus filas pasan por una crisis semejante a la de Ryan. Sus ex compañeras Britney Spears y Christina Aguilera han pasado por episodios semejantes: La crisis de Britney desencadenó en una época de locura que todos recordamos por su sordidez (aquel rapado de cabeza en directo). Christina confesó que no tenía conciencia de su propia personalidad y cayó entonces en trastornos alimenticios.
EXISTENCIALES
Algo parecido le pasó dentro de nuestras fronteras a Nacho Cano. En la cima del éxito y con su grupo vendiendo millones de discos por todo el mundo le vino la ventolera intimista a través del budismo y lo dejó todo para centrarse en el crecimiento personal. Sus primeros trabajos en solitario, coincidentes con su romance con Pe, eran de lo más intensos y profundos con títulos como “Un mundo separado por un mismo Dios”.
EXISTENCIALES
Mónica Naranjo pasó también por una época parecida. Según explicaba el éxito le llegó de pronto y “me convertí en una yonqui laboral: me movía en avión privado, en un día podía actuar en tres lugares. Y mi ego creció desmesuradamente”. La diva de las drag Queens y las travestis prosigue: “A los 27 abandoné. Estaba harta, nada tenía sentido, había perdido la ilusión. Estuve siete años completamente desaparecida”.
Keanu Reeves y Jim Carrey
Otros compañeros de Hollywood de nuestro Ryan han pasado por episodios semejantes al que ahora mismo atraviesa Gosling. En 2008 Keanu Reeves tuvo que hacer terapia psicológica por la misma razón por la que el protagonista de “El Diario de Noa” abandona los sets de rodaje: "Llegué a un punto de inflexión en mi vida. Tuve que detenerme y respirar hondo. Tras una pérdida así uno debe recuperar el equilibrio y no dejarse vencer. Pero en algún momento la vida debe seguir adelante", explicaba Reeves.
EXISTENCIALES
Jim Carrey, tan gracioso siempre, pasó por un episodio depresivo y existencial parecido al de Ryan: “Tengo momentos difíciles, instancias en que olvido lo que es real, lo que los tibetanos llaman 'inconciencia', cuando te dejas atrapar por tus pensamientos sin realmente estar presente, sino que preocupado del pasado o del futuro”, expresa en pleno ataque de intensidad interior.
Abandonaron en lo más alto
EXISTENCIALES
Algunos dejaron sus carreras profesionales y nunca volvieron a retomarlas. Los fans de Ryan esperemos que no sea así, pero hay algunos precedentes peligrosos como el caso de Greta Garbo o Mina, que vivieron recluidas hasta el final de sus días o el nadador Ian Thorpe que dejó las piscinas cuando era el dueño del medallero y del pódium.
Los que no la superaron
EXISTENCIALES
Este tipo de crisis de personalidad a veces han acabado de forma fatídica. No son pocas las celebrities que en la cima de su éxito no han sabido encontrarse a si mismas y decidieron “quitarse de en medio”: Heath Ledger, Kurt Cobain, Anna Nicole Smith o el ex novio de Kylie Minogue y líder de INXS, Michael Hutchence, ponen el broche negro a esta situación.