Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Así es Javi Arpa, el guitarrista que puede ser el amor definitivo de Chenoa

chenoaCarlos Otero
¡Paren las máquinas! Chenoa tiene nuevo novio, según la revista Cuore. Una de las mayores 'compuestas y sin novio' del mundo famosil ha encontrado un nuevo amor. ¿Será el definitivo? ¿Cambiará la mala suerte sentimental de la mallorquina? Oteradas, medio Chenoísta por naturaleza, te presenta a Javier Arpa, el hombre que ha conseguido la enésima resurrección del corazón de Laurita. Y de paso repasamos el catastrófico historial sentimental de la ganadora de Eurobest 2002.
El nuevo novio de Chenoa lo descubría hace unos días la revista Cuore que publicaba unas imágenes de la autora de los versos ‘Me levanto muy temprano con café en la mano’ en actitud muy cariñosa, compartiendo paseos y algún que otro beso, al lado de un apuesto joven.  Fuentes cercanas a la artista aseguran que están muy ilusionados y que es habitual verles desayunar juntos.
chenoa
Javier Arpa, el hombre que ha devuelto la ilusión a la musa de la cosmética por catálogo, es el guitarrista que le acompaña en su gira de conciertos. Alto y moreno, tiene 37 años (dos menos que la diva) y aunque se conocen desde hace muchos años, parece ser que la chispa entre ellos ha surgido ahora. El curriculum de Mr. Chenoa es amplio y ha trabajado con otras primeras figuras del pop nacional como Sergio Dalma y también ha sido músico de estudio para las bases musicales que utilizan los concursantes de ‘La Voz’. Es productor de discos de varios artistas y en su cuenta de Facebook le vemos en una foto acompañado por al cantante Fito.
Además ha sido profesor en el Taller de Música Moderna ‘Klab3’ que organizó un Centro Cívico de Leganés (Madrid). Empezó a tocar la guitarra con 15 años y siendo un adolescente montó un grupo con unos amiguetes, Taxmania, con el que consiguió grabar un disco titulado "Ya estamos aquí" en 1998.
CHENOA
Aunque la historia de amor entre Maria Laura Corradini y su guitarrista sale ahora a la luz, repasando entrevistas promocionales de su último trabajo ya daba unas claves: “la base de mi gira es la guitarra y la voz”, decía en Cadena Dial, ¿estaría usando su ‘tour’ como una alegoría de su relación con el guitarrista? ¡La química entre ambos sobre el escenario es innegable! Fíjense, sino, en esta foto que he tomado de Desprevenidos.com, una web de televisión, música y cultura de obligada visita. 
chenoa
Sus otros amores fallidos
La hecatombe que supone la trayectoria sentimental de Chenoa ha conseguido que la intérprete de ‘Mistify’ nos caiga todavía mejor. Toda España se solidarizó con ella cuando atendió a la prensa en el portal de su casa desolada, en chándal y con los ojos hinchados de llorar, confirmaba que Bisbal la había dejado para vivir su amor con Elena Tablada. ¿Cómo no amarla después de aquel baño de realidad que estaba regalando a la prensa?
chenoa
Los compañeros de profesión musical, como su nuevo chico, conforman el grueso del historial de Chenoa: El novio que tenía antes de participar en OT era Luis Depestre, saxofonista en la orquesta del Casino de Mallorca donde ella cantaba. Luego vendrían David Bisbal, David de María, Basty (del eurovisivo grupo D’Nash) y finalmente Javier Arpa.
DAVIDBASTY
Pero en estos años los romances mediáticos de la corista de Rosa en ‘Europe’s living a Celebration’ se completan con otros nombres como el mismísimo Álex González, el productor teatral Alain Cornejo (hijo de Enrique Cornejo, el eterno marido de la Cantudo) y su último novio conocido, Curi Gallardo, con el que mantuvo un romance de idas y venidas que se prolongó durante casi dos años.
chenoa
Esperemos que Javier Arpa sea el definitivo y si no volveremos a hacer ‘trending topic’ el hashtag #todossomoschenoa como en su anterior ruptura. Amén.