Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Segundo paso: El relleno

El relleno es facilísimo de hacer. Colocamos el queso en el bol de la batidora y le añadimos el azúcar. Mientras hacemos todo esto ponemos el horno a precalentar. Cuando tengamos todo, comenzamos a batir (Alma recomienda no batir muy rápido para evitar que entre aire y después nos encontremos con grietas en nuestra tarta). Mientras que se está batiendo vamos añadiendo los huevos uno a uno, siempre esperando a que cada uno se incorpore por completo a la masa. Para terminar, añadimos la harina, la vainilla y la nata. Batimos lo justo para que se quede todo bien mezcladito.