Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Díselo con ritmo: las canciones con las que los famosos se declaran su amor

carboneroTon Vilanova

Todas las parejas tienen una canción especial, esa que sonaba la primera vez que vimos a la persona amada, con la que nos dimos el primer beso, la que elegimos para abrir el baile en nuestra boda… los famosos también tiene las suyas y seguro que muchos de ellos tiran de iPod para celebrar San Valentín, aunque no todas sean precisamente alegres.

Las canciones románticas nunca pasarán de moda. Nos ayudan a decir cosas que de otra forma sonarían muy cursis pero que están ahí, deseando salir. Iker Casillas no es muy dado a exponer sus sentimientos, pero su declaración de amor vía Facebook a Sara a través de una canción nos encantó. Con la frase “Me levanto por la mañana y estás tú ahí, la primera persona que veo. No doy nombre pero se sabe quien eres...” y el vídeo de “Estoy hecho de pedacitos de ti” de Antonio Orozco, el portero madridista demostró el profundo amor que profesa por la madre de su primer hijo.
Los futbolistas han demostrado ser unos grandes románticos. Sergio Ramos sorprendía a Pilar Rubio guitarra en mano cantando por su amigo Canelita, con la canción, “A quién voy a contar mis penas” y emocionaba a la presentadora. Por su parte, Neymar prefería interpretar a capella “Que se llama amor”, un éxito de su compatriota Só Pra Contrariar junto con su compañero Marcos Malaquias y se lo dedicaba a Bruna Marquezine, su querida novia, a la que recordaba con estas palabras: “Te amo, amor. Te echo de menos”.
Un especialista en canciones de amor para sus novias es John Mayer. El músico no tiene problema en regalar sonatas y quedar como un Romeo cuando en realidad es un Don Juan. Lo hizo con Jessica Simpson, le cantó a Jennifer Aniston en su 40 cumpleaños y acaba de grabar un dúo con su actual, Kate Perry. Y lo barato que le sale.
kiss
Lo mismo le pasa a Shakira, que cambia algunas estrofas de sus éxitos y le hace un guiño a Piqué. La de Barranquilla aprovechó un concierto en Polonia al que había acudido su novio para que “Hips Don’t Lie” se convirtiera en la mejor balada del mundo. ‘Oh Piqué, when you talk like that, you make a woman go mad, so be wise and keep on reading the signs of my body’, cantó entre los gritos de sus muchos fans. ¡Qué lista la Shaki!
Paul McCartney se confeccionó toda una banda sonora para su boda con Nancy Shevell. Lejos de los nervios del novio primerizo, el ex Beatle dio todo un recital en la boda: deleitó a los presentes con “Let It Be” y “Let Me Roll It”, además de alguna canción inédita cuya protagonista era la mujer con la que ahora comparte su vida.
Aunque también es una declaración de amor en toda regla, Lea Michelle nunca más podrá cantárselo al que era su novio Cory Monteith. El actor de ‘Glee’ falleció poco antes de que su chica sacara el disco al mercado pero sin embargo pudo escuchar todas las canciones, incluso “You're mine”, la tremenda balada que Lea le dedica y que ahora se hace terriblemente dura.
Y es que no todas las canciones de amor nos recuerdan buenos momentos. Selena Gómez se emociona en todos sus conciertos cuando canta "Love Will Remember", un tema que le transporta directamente a su relación con Justin Bieber. "Es una canción personal para mí y, en realidad no hay necesidad de decir nada", aseguró a la revista InStyle.
Lo mismo le sucede a Miley Cyrus, que a pesar del éxito sigue acordándose del que ha sido su amor durante los últimos años y que ahora está lejos de ella, Liam Hemsworth. "Yo escribí "Drive" en San Valentín. Fue un momento muy duro, se trataba de dejar a alguien y seguir yo sola adelante. Pero no podía. Quería irme, pero no del todo. También se trata de seguir adelante”, ha declarado la cantante sobre este bonito tema de su disco 'Bangerz'.