Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Laura Sánchez: "Mi pequeña Naia es quien da color a mi vida, me da todo el arcoíris"

Laura Sánchezdivinity.es

Laura tiene pasión por su hija Naia, pero mide mucho sus palabras cuando habla de ella. La modelo lleva a rajatabla la educación de su pequeña, le inculca sus valores de "respeto y tolerancia" e intenta preservar, a toda costa, su imagen en redes. Esto último le ha costado una batalla con el padre de la niña, más dado a compartir su día a día con sus seguidores, pero ella lo tiene claro: "no me rindo, hay que salvaguardar la imagen del menor siempre". Nos lo cuenta en un evento de Wella, en Madrid, poco antes de salir hacia Bilbao, donde está Naia. Cuando madre e hija están juntas, Laura impone su norma: "no se trabaja".

¿Quién da color a tu vida?
El color a mi vida me lo da mi pequeña, Naia. Me da todo el arcoíris. También las cosas sencillas: un buen libro, una cena con mi chico, unas risas en familia, una copa de vino… Conforme creces te das cuenta de que eso es lo que te da color.
¿Un día perfecto con Naia?
Al aire libre, haciendo deporte juntas. Bici, tenis o lo que sea, pero siempre deporte. También un día en el que no le tenga que reñir (se ríe).
¿Se porta mal?
No, pero hay que educarla.
¿Cómo la educas?
Sobre todo en los valores. Eso en casa es lo primordial, es lo que más trato de inculcarle. El respeto, la tolerancia, todos los valores. 
¿Pasáis mucho tiempo juntas?
Ella está en Bilbao y yo entre Madrid y Bilbao por trabajo, pero cuando estoy con ella no se trabaja. Es una decisión que he tomado.
No publicas fotos suyas en redes pero su padre, Aitor Ocio, sí.
No me rindo. Hay que salvaguardar la imagen del menor siempre, sobre todo porque es un menor y no tiene decisión. 
Laura Sánchez y Naia
Has interpretado a una lesbiana y a una transexual. ¿Qué es lo que más te gusta de este tipo de papeles?
Me los dan y yo encantada porque no tiene nada que ver conmigo. Todo lo que sea interpretar algo nada afín a ti, que no hagas en tu vida real, es mucho mejor, lo disfrutas muchísimo más y es más divertido. Hacer de modelo no me gustaría.
¿Te consideras una abanderada del colectivo LGTB?
A través de redes tengo un contacto directo con todos ellos y, por supuesto, veinte mil amigos que también pertenecen a este colectivo. No es que sea ni su abanderada ni su defensora, soy una más.
¿Tienes un peluquero de toda la vida?
Tengo un peluquero de hace muchos año, muchísimos. Y es él quien me cuida externa e internamente. Hasta el punto de que he mudado en Madrid y ha sido por él. Porque él me ha buscado la casa y ahora es mi vecino.
Tu peluquero te regañaría si…
Si dejara de cuidarme el cabello. Para mí el pelo siempre ha sido el accesorio natural y propio que hay que tener muy cuidado. He tenido muchas coloraciones, muchos cambios y eso es algo que siempre tiene que hacer un profesional. Mi peluquero me mataría si me hiciera la coloración yo.
¿Qué tres consejos clave te da para que cuides el pelo?
Pues son tres que sigo a rajatabla: cepillarme el pelo antes de dormir, si lo haces ves cómo la calidad va cambiando. Saber cómo lavar bien el pelo, nada de hacerlo con prisas y hay que usar buenos productos. Y otro consejo, hay que hidratarlo mucho y protegerlo del Sol. Hay que usar protección para el cabello igual que protección facial.
¿Qué dos cosas no faltan nunca en tu neceser?
El sérum y mi mascarilla, siempre llevo muestras de viaje de mis productos. 


Ver más de: