Roberto Verino apuesta por los tonos tierra