Karev, el apoyo de Grey