¿Tienes espacio suficiente para albergar a un inquilino en tu casa? ¡Sácale provecho!