Kim Lim, la hija mimada y adicta a las marcas del nuevo dueño del Valencia