Miguel Ángel Silvestre acude con su madre, María Lidón, a un torneo benéfico
Miguel Ángel y su madre, inseparables
Una madre y amiga con la que comparte palomitas
Mimos y regalos para acortar la distancia
Su madre, su gran apoyo en los malos momentos
Y su apoyo también en los buenos momentos
Silvestre lleva 18 años viviendo fuera de casa
Un divertido día de pádel
Miguel Ángel, muy comprometido con la fundación