Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Capello se pone una flor blanca en la solapa por la boda de su hijo

Fabio Capello se ha perdido la boda de su hijo Pierfilippo por culpa del cambio de fecha del Inglaterra-España. El actual seleccionador inglés no faltó del todo al festín, al menos simbólicamente, ya que llevó una flor en la solapa similar a las del ramo de su nuera Tiziana.
Se le han revolucionado las agendas. Fabio Capello se ha perdido la boda de su hijo Pierfilippo por culpa del cambio de fecha del Inglaterra-España, previsto en inicio para el viernes pasado, tras una carambola de cambios en otros partidos, entre ellos el del Barça de la Copa del Rey. El actual seleccionador inglés no faltó del todo al festín, al menos simbólicamente, ya que llevó una flor en la solapa similar a las del ramo de su nuera Tiziana, novia de siempre de su hijo y madre de dos de sus nietas. De regalo se llevó de vuelta a Milán el 1-0 frente a Casillas y los suyos.
En el 96, cuando Capello aterrizó en el Bernabeu por primera vez, Pierfilipo (36) apenas rozaba la veintena. Poco después conocería a su novia de toda la vida, una chica italiana llamada Tiziana con la que acabaría teniendo dos hijas, se especializaría en derecho deportivo y se convertiría en el representante de su padre.
Él mismo ha restado importancia en el periódico The Independent a la ausencia de su progenitor. Al parecer, esta boda no es otra cosa que una “formalización” de su relación con Tiziana, en gran parte motivada por el estricto sentido católico del padre de ella, así que el Inglaterra-España "no es ningún problema, en absoluto. Ante todo es un entrenador de fútbol, desde que yo era niño. Y a veces este trabajo te pide mucha disponibilidad. Tienes que aceptarlo", ha dicho.
"Vamos a brindar por él cuando esté en el banquillo de Wembley y esperamos que venga para celebrarlo con nosotros tras el partido", añadió. Lo que no ha aclarado es si tendrán el televisor encendido en directo mientras bailan. Su madre, Laura Capello, a quien Fabio conoció en la adolescencia, sí se sentará en la mesa de los protagonistas de la jornada.