Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

James Franco y otros cinco pajilleros

Para promocionar su nueva película, en la que pierde un brazo, James Franco ha explicado con detalle todo lo que puede hacer con esa extremidad. Y no es el primero que se explaya con el tema, otros actores también han confesado.
Tiene todo el sentido del mundo: la promoción de una película sobre un tipo que se arranca el brazo acaba en un circunloquio sobre las posibilidades de la masturbación. James Franco interpreta a Aron Ralston, el alpinista que en 2003 se arrancó su propia extremidad para quedar libre cuando cayó en un cañón en Utah, en '127 horas', la nueva película de Danny Boyle. Y de hablar de la ausencia de un brazo a lo que se hace con él hay un simple paso, que Franco dio en una entrevista para The Hollywood Reporter.
"Me paso mucho tiempo solo, especialmente cuando viajo por trabajo me paso en hoteles gran parte de mi vida", explica en la entrevista. "Y no me importa, porque tengo muchas cosas que puedo hacer solo. Tengo que leer muchos libros para la universidad, por ejemplo. Pero también, cuando estoy solo, me masturbo un montón. No sé por qué".
"Es como cuando tienes uno de esos días en los que dices "tengo que escribir y leer un montón", pero en realidad lo que te apetece es tirarte en el sofá o en la cama todo el día y simplemente masturbarte. Algunos días lo hago unas cuatro o cinco veces."
En fin, muchas fans (y, sospechamos, bastante más fans masculinos) lamentarán que el actor tenga que recurrir a la autosatisfacción cuando hay una legión de admiradores ahí fuera que estarían dispuestos a dedicarle horas y horas de su buen hacer. Y ya está, la noticia no era más que esto. Pero ya que estamos, podemos recordar algunos otros ídolos que han tenido sus más y sus menos con el viejo arte de tocarse.
1. John Mayer también disfruta hablando de cómo se lo pasa él solito. En enero de este año fue portada de Rolling Stone y la entrevista dejó claro que o estaba bebido mientras daba las declaraciones o tiene alguna clase de problema. "Soy de una nueva generación de masturbadores. Lo he visto todo. Antes de hacer café por la mañana ya he visto más fotos de culos que un proctólogo en una semana. Me he masturbado para evitar muchos problemas en mi vida. No cojo el teléfono porque me estoy masturbando. [...] Si Tiger Woods hubiese sabido cuando hacerse una paja... [...] En primer lugar, no me masturbo porque esté caliente. No, lo hago porque quiero que mi cerebro se tome un descanso. Es como un baño caliente para mi cerebro". En fin, otra gente se limita a echarse una siesta o dar un paseo.
2. Dennis Rodman, la polémica estrella de los NBA que vivió su gloria en los 90 y actualmente es carne de reality show de segunda, también se explayaba lo suyo en lo que respectaba a este importante asunto. En su día declaró que a la hora de la masturbación ponía un nombre diferente a cada una de sus dos manos, ya que cada una tenía un estilo diferente. Lo más curioso de todo es que por aquel entonces tenía a Carmen Electra en su cama. Algunos hombres nunca están conformes.
3. En 2009 saltaba a los  medios una de las noticias más delirantes de los últimos tiempos: el cantante Elvis Crespo, que aquellos que ronden la treintena habrán sufrido muchas noches por culpa de temas como 'Suavemente', fue detenido tras masturbarse en un avión que viajaba de Houston a Miami. Curiosamente, Crespo nunca había hablado de masturbarse en ninguna entrevista. Se ve que algunos hablan de ello en público y otros, directamente, lo hacen.
4. Kevin Costner fue en 2004 protagonista de un incómodo rumor que él siempre ha negado. El Daily Mirror publicó la noticia de que la trabajadora de 34 años de un hotel en Escocia había presenciado como un actor "A-list", o sea, de primera línea, se bajaba la toalla mientras ella le daba un masaje, le mostraba su miembro y lo culminaba eyaculando en exclusiva para ella. Muchos medios especularon con el nombre de Costner, que en 2004 había estado allí de luna de miel con su esposa y es amigo personal del dueño del hotel. Lo único extraño de todo esto es que Costner no es un A-list desde el año 93, más o menos.
5. Shia Labeouf, el actor más rentable del momento según Forbes, también ha hablado sin tapujos de lo que hace en su tiempo libre, además dando nombres y apellidos.  En 2009 compartió con la revista People entrañables memorias sobre su mano derecha, que debido a un accidente nunca podrá utilizar con normalidad al 100%. Y recordó como en el año 2003, con 16 años, participó en la secuela de 'Los angeles de Charlie'. "Recuerdo que mi trailer estaba colocado de tal modo que los trailers de Cameron Diaz y Lucy Liu se podían ver desde mi ventana, a través de una cortina. La bajaba un poco y me quedaba allí dentro a lo mío... La sola idea de que ellas estaban dentro cambiándose de ropa era suficiente para excitarme".
En fin. Siempre será mejor todo esto que ser Bristol Palin y Levi Johnston.
Ver más de: