Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Melendi: "Le debo una canción a mi Lola, sus dos hermanos ya la tienen"

melendidivinity.es
Ya no se tatúa: dice que ahora le da "pereza el dolor". Y no se ha metido prisa en componer un tema para Lola, su niña bonita de nueve meses, porque se ha dado cuenta de que "lo importante con los críos es el día a día". Melendi parece estar más tranquilo. Se nota también en las letras de su nuevo disco, 'Quítate las gafas', en las que habla de cómo hacerlo mejor para los suyos y en las que ya no menciona drogas "por coherencia". O en cómo ha mimado los arreglos del álbum, en un estudio nuevo en las profundidades de su hogar. Hasta en el corte de pelo. Más sencillo, corto tras varias transformaciones. Él explica que se ve parecido: "No sé, puede ser: lo que es innegable es que con la edad vas más despacio"... y pasa a contar que sus tres hijos se ven "prácticamente cada semana" en su casa.
¿Qué traes, además de gafas nuevas?
Muchos nervios (risas). Después de ocho discos, este es el primero que me atrevo a producir. Me ha ayudado mi pianista y es toda una aventura y un misterio. Sigue la línea de los anteriores, en los que hago cuatro o cinco canciones pop-rock de 'respeto' para mi gente y después me permito algunas licencias, como ese son cubano que hay de repente. Me gustaría decir que he profundizado en los ritmos a tope, pero es una rumba disfrazada con una clave.
O sea, que te lo has currado doble…
Doble total. Y me he dado cuenta de que dedicarle tiempo y cariño a lo que te importa trae cosas buenas. Lo he hecho en mi casa, poco a poco, a gusto. Aunque eso a veces es contraproducente, porque te enredas hasta la obsesión en cada detalle.
¿Te has hecho tu rincón en el hogar?
Ya tenía algo donde grababa mis maquetas, pero ahora es pro. ¡Estoy contentísimo con mi estudio nuevo! He disfrutado como un crío comprando cada aparatito. 
¿Puede ser que estés más calmado?
Eso me dice la gente, pero no sé, yo me veo parecido. Lo que es innegable es que con la edad vas más despacio. Tengo la suerte de que me apasiona lo que hago y le echo mucho tiempo a la música. Tanto, que a veces corro el riesgo de aburrirme de los temas nuevos y comenzar a enredar… y eso malo. Yo no acabo discos, los abandono. 
melendi
¿Tú tema nuevo favorito?
El que abre, 'Flores de agua y plomo', que estuvo a punto de ser el título del disco. Al final fue 'Quítate las gafas' porque nos pareció que daba más juego y está impregnado de mi momento vital, en el que te planteas que quizá puedes hacer algo mejor por los tuyos. Aún tengo dudas de que hayamos elegido bien. Me gusta mucho el final, es mi canción: 'y es la sombra de la envidia la que viste de alquitran, flores de agua y plomo'.
Dice también que 'somos lo que criticamos y, al dejar de criticar, sale lo que somos'. ¿Has mandado algún mensajito?
Ese mensaje es para mí. Siempre. Este tema nace de la facilidad con la que vemos lo chungo en los demás y lo que nos cuesta darnos cuenta de que, quizá, esas cosas son nuestras: cosas que no nos gustan de nosotros mismos. Cuando identifiqué que eso era parte de mi, dejé de verlo en los demás.
¿A Lola le has dedicado algún tema?
Aún no. Pero lo haré. Le debo una canción a mi Lola, es una obligación moral porque sus dos hermanos la tienen. Ese momento homenajes con canciones y tatuajes ya no le doy tanta importancia: es el día a día lo que cuenta.
¿Y cómo va ese día a día?
Muy bien, lo paso genial con ella y su madre. Aunque ahora estoy un poco triste. Tengo a mi Lolita desde hace una semana en Argentina, que la ha llevado Julia a ver a los abuelos porque son mayores y hasta ahora no la habían podido conocer. A los bebés les sufre el oído hasta los nueve meses en los aviones y no había sido posible hasta que el especialista nos ha dicho que podía. Estoy de 'Rodríguez' y llevo un poco mal lo de estar solo en casa. Es que ahora es todo muy emocionante., ¿sabes? Ya tiene dos dientes, los dos de abajo, ¡imagínate!
¿Se te cae mucho la baba, no?
Todo el tiempo. Quizá es verdad eso de que estoy más calmado. Hay un tema en el disco que se llama 'Existen los ángeles' que habla de esas personas que son como una puesta de sol, que cuando las miras te deslumbran y te quedas admirando su belleza… pues eso me pasa con Lola. Dan muchas ganas de pasar más tiempo en ese sitio en el que los problemas no existen.
¿Cambias pañales y haces biberones y esas cosas?
¡Soy un fenómeno de los pañales! ¡Si yo tengo ya tres hijos, soy una máquina! La pegatina para atrás, ese es el único misterio, ¡la pegatina para atrás de toda la vida! Tener un hijo es un acto de inconsciencia, otra cosa es que yo los haya tenido y que los quiera muchísimo, pero no tenemos ni idea de educar a un hijo, esa es la verdad, y lo vamos haciendo todos lo mejor que podemos.
¿Son muy diferentes?
Mucho. Pero se le da a cada uno lo que crees que necesita en cada momento.
melendi
¿Los mayores conocen ya a Lola?
¡Claro! Viven todos prácticamente juntos. Mira, Marco vive al lado, casi puerta con puerta. Y se pasa una semana conmigo y otra con su madre, Dama, con la que por cierto tengo una relación estupenda. Y a la mayor, a Carlota, la tengo fines de semana.
Familia numerosa a tope...
Es un curro, no te creas. Hacemos de todo, porque hay que hacer de todo y siempre hay alguien descontento (risas). Ten en cuenta que tienen edades diferentes (cinco Marco y nueve Carlota), con lo que no hay manera de ponerse de acuerdo ni en la película que ver al cine, porque uno quiere ver 'Trolls' y la otra la princesa de no sé qué. Así que hay que hacer submundos y subgrupos.
Así que te has montado el estudio en casa…
Como para no (risas). Ahora es más necesario que nunca.
¿Por qué has parado lo de los tatuajes?
Por el momento me sale así. No porque no me gusten, sino porque cada vez me duelen más: debe de ser que la carne ablanda. Da una pereza el dolor, cuando la piel estaba más durita no lo notaba tanto.
Y ya para acabar, una duda gigante: ¿has elegido tú esa camisa de flores del disco?
Los de Sony (risas)… y además el estampado les ha valido para todo el disco y el merchandising. ¡Flores, flores, venga flores!

*La gira de Melendi por Sudamérica comenzará en enero y la española en mayo. Ya puedes comprar las entradas en Taquilla Mediaset