Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Aciertos y errores de la cena de gala antes de la Coronación de Holanda

Camila de Cornualles destaca por la tiara
Aciertos
1.- El blanco y negro de Camila Parker. Binomio perfecto.
2.-  El Felipe Varela negro con chantilly y flores de azabache de la Princesa Letizia. Sobrio y elegante.
3.-  El peinado y tiara delicados de Doña Letizia. Perfectos.
4.-  El impecable esmoquin de Don Felipe. Gentleman.
La Princesa Letizia acierta siendo fiel a su diseñador fetiche
5.-  El nude con cuerpo de cristal de Mary de Dinamarca. Exquisito.
6.-  El vestido kaftan en muselina rosa empolvada y cristal de Lalla Salma de Marruecos. A pesar del melenón. Tradición reinventada.
montaje1
7.-  La elegante discreción de Kofi Annan y su esposa.
8.-  Las perlas históricas con brillantes de Beatriz de Holanda, a pesar de su terrible vestido.
kofi
9.-  Las aguamarinas con brillantes de Laurentien de Holanda. Sueños.
10 Que Haakon de Noruega siempre esté impecable y sonriente es de agradecer. El hombre feliz.
holanda
Errores
1.- El dos piezas recargado, con cuello chimenea, de la Reina Beatriz. Farragoso.
2.-  El rojo Valentino de Máxima de Holanda, excesivo y cargado. Esta vez no acertó.
montaje 2
3.-  El morado simple de Victoria de Suecia. Opaco.
4.-  El floral complicado de Mette Marit de Noruega. Terrible saco.
montaje3
5.- El plisado satinado de Mathilde de Bélgica. En su línea.
6.- La imposible melena de Lalla Salma de Marruecos. Impropio.
7.- El inexplicable fruncido color vino del vestido de Mabel de Holanda. Terror.

8.- El total look nazareno de Sarvath de Jordania. Denso.
9 El inenarrable dos piezas con vestido tartero de la Princesa de Thailandia. Sin palabras.
10 Que Alberto de Mónaco con esmoquin siempre parezca un camarero es digno de estudio. Lo imposible.