Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Querida Miley: "Que te ofrezcan dar un beso a una actriz no es para tanto"

byedivinity.es
Esto se veía venir. Pero no desde hace unas semanas, como puede pensar la gente, sino desde que decidiste (bueno, tú o tu agente) que te pasaras de niña a mujer y que la inocencia de la estrella de Disney diera paso, con todo su morbo, a la digamos picardía de una Lolita un poco ya tardía.
A ver, pongamos las cosas claras. A alguien de tu equipo se le ocurre que en el nuevo vídeo de tu última canción le des un beso de tornillo a un unicornio. Yo no voy a entrar en valoraciones morales, pero no sé, quizá deberías reflexionar sobre quién está en tu entorno porque aunque en el arte todo vale, suponiendo que lo que tu haces lo sea, hombre, lo de la zoofilia no lo acabo yo de ver... Sí, ya, se supone que el Unicornio después se convierte en príncipe o así, pero de toda la vida cuando la princesa daba un beso a una rana, se lo daba como de refilón, no le pegaba un morreo. A ver si entendemos bien los cuentos populares.
bye

Pues bien, después de la escenita, resulta que un magnate del cine porno, Martin Ellison, te ha propuesto, al parecer, protagonizar una bonita película en la que únicamente tienes que besarte con una señorita. Concretamente la estrella del porno Jessica Andrews. Después de haber besado a un caballo con un cuerno retorcido, hombre, por muy heterosexual que sea, querida Miley, pues darle un beso a una joven tampoco parece para tanto. Bueno, hay un pequeño detalle que se me ha pasado comentar, qué cabeza la mía, al parecer tienes que estar desnuda mientras te morreas. Pero bueno, los códigos son los códigos, y el cine porno ya sabemos que es muy de que la gente salga sin ropa.
Claro que el detalle que para mí es más significativo, porque soy una romática, es que por hacer eso te pagan un millón de dólares. Chiquilla. Si yo fuera tu manager, vamos, no dudaba ni un segundo en aconsejarte que lo hicieras. Básicamente porque me llevaría un 20 por ciento del millón, por no hacer nada. Pero ¿tu sabes cómo puede subir tu popularidad? Ya te las apañarás para estar desnuda y que no se te vea nada... Ay, si Disney levantara la cabeza.