Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El diseñador de las que nadie quiere vestir para los saraos

El diseñador de las que nadie quiere vestir para los saraosInstagram

Cuando nadie se atrevía con tallas más grandes, cuando el encanto de la alfombra roja había quedado relegado a la talla 34 y cuando Leslie Jones se plantó en seco por Twitter días antes de la premier de 'Cazafantasmas', un nombre resonó por toda la industria de la moda estadounidense: Christian Siriano. El joven modisto se ha colocado la medalla al "nuevo rey del glamour clásico" con tan solo nueve años de carrera profesional, y hay una razón de peso.

Las viste a todas. Esa es su baza, su distintivo principal, y la utiliza en cualquier escenario, desde desfiles hasta eventos y programas de televisión. Tanto es así, que le ha convertido en el modisto favorito de caras conocidas como Whoopi Goldberg (uno de sus primeros proyectos), Christina Hendricks o Jessica Lange.
siriano
De 'Project Runaway' a la Alfombra Roja
Su victoria en el reality show 'Project Runaway' le dio la fama en 2008 y, desde ese momento, no se ha bajado del carro. No obstante, sus inicios se remontan años atrás, cuando compartió formación con Vivienne Westwood y Alexander McQueen.
Actualmente, la vida le está llevando por otros derroteros más enfocados al mundo vip, pero siempre con el hilo y las tijeras en la mano. Aunque su firma posee varias tiendas, su marca está creciendo gracias a las apariciones de sus vestidos en los cuerpos espectaculares de Danielle Brooks, Christina Hendricks o Sarah Hyland.

Always a fabulous #TBT! @therealsarahhyland in custom Siriano at the #Emmys! #chic #christiansiriano

Una publicación compartida de Christian Siriano (@csiriano) el 6 de Jul de 2017 a la(s) 3:59 PDT

The amazing Shannon Purser (Barb!!!!) in custom Siriano tonight at the #SAGawards Love her and can't wait for more #strangerthings #Barb

Una publicación compartida de Christian Siriano (@csiriano) el 29 de Ene de 2017 a la(s) 4:03 PST

No tiene en cuenta las tallas y eso le está dando gran notoriedad entre muchas famosas, que apoyan su filosofía de trabajo: Scarlett Johansson, Lady Gaga, Victoria Beckham, Gwyneth Paltrow, Meg Ryan, Kathy Bates y Opra Winfrey están dentro de ese largo etcétera.
¿Por qué no lo han hecho ya otras marcas? Siriano decía para Refinery 29 que a él, con sus humildes posibilidades, "le fue algo costoso, en un principio, confeccionar los diseños en distintas tallas", pero que a una grande como Oprah "no se la podía decir que no" y que hay que cambiar la mentalidad.
Y sus esfuerzos han sido recompensados: ha sido aceptado como miembro del CFDA, el consejo de la moda estadounidense, después de haber sido rechazado en 2011.

Wishing everyone a happy PRIDE weekend from team Siriano. #happypridemonth🌈 #pride #christiansiriano 🌈🌈🌈🌈

Una publicación compartida de Christian Siriano (@csiriano) el 24 de Jun de 2017 a la(s) 11:14 PDT

Caso Leslie Jones
Para él fue un diseño más, pero para Estados Unidos ha sido su pasaporte al estrellato, quizá por su repercusión en las redes sociales. Todo empezó en un 'toma y daca' de comentarios en Twitter.
Leslie Jones, estaba sin 'modelito' a pocos días de la premier de la película de 'Cazafantasmas', y ningún diseñador (adivina por qué) quería vestirla. Molesta manifestó el panorama por Twitter y, al instante, Siriano le respondió con emoticonos… ¡él estaba dispuesto a hacerlo!
 

Yep! #prettywoman ❤️

Una publicación compartida de Christian Siriano (@csiriano) el 10 de Jul de 2016 a la(s) 7:03 PDT

"La gente es gente": modelos de todas las tallas en sus desfiles
Fue antes que Michael Kors con Ashley Graham. Su firma ha sido pionera en trajear a modelos de tallas grandes en pasarela y mezclarlas con las de talla pequeña, porque para él no hay una clasificación por cuerpos. Todos pueden lucir bonitos. Para Vogue, Siriano decía: "Mi madre estaba entre la talla 46 y la 50, por eso para mí es normal vestir a mujeres de cualquier medida". Entre las perchas que han desfilado para él se encuentran Candice Huffine, Georgia Pratt o Marquita Pring.
A la lucha por la diversidad también ha contribuido con una camisa que versa: "la gente es gente" y la explica en Time contando: "Todos estamos viviendo en este mundo. He estado en este negocio ahora hace casi diez años, me he dado cuenta de que el odio hay que darlo de lado".
Su última proeza en este sentido ha sido hacer una colección para el desfile de Naciones Unidas de la marca femenina de tallas grandes Lane Bryant.
siriano 3
¿Bodas? Su fuerte son las homosexuales
¿A quién no le gusta un buen bodorrio? A Christian Siriano le encanta vestirlos. Desde que se casó con su marido, no para de compartir detalles de trajes de los dos.

The best ever! ❤️❤️ #SirianoWalsh #weddingwednesday

Una publicación compartida de Christian Siriano (@csiriano) el 20 de Jul de 2016 a la(s) 7:06 PDT

Pero, sin duda, su obra casamentera más top es la que concedió recientemente a la actriz Samira Wiley y a la guionista Lauren Morelli, ambas artistas de la serie Orange is the New Black. Para la revista Time, el modisto hizo alguna declaración sobre sus diseños: "Samira quería justo lo contrario a lo que la gente se pensaba que podía llevar para su boda, y Lauren quería un toque más masculino, pero sin caer en clichés heterosexuales. […] Me sentí muy honrado de hacerlo".
Michelle Obama, sí. Melania Trump, no
Otro cuerpo más que a Christian Siriano no se le resiste es el de Michelle Obama. Confió en él para dar uno de los discursos más trascendentales que ha ofrecido en una convención nacional demócrata a favor de Hillary Clinton durante las campañas presidenciales de los EEUU. Lo hizo con un vestido azul eléctrico que fue el centro de todas las miradas.

Happy Birthday to the chic and fabulous @michelleobama 💙💙 💙

Una publicación compartida de Christian Siriano (@csiriano) el 17 de Ene de 2017 a la(s) 4:52 PST

Pero siempre hay una excepción que confirma la regla, y Siriano se ha negado a atender a Melania Trump. La Primera Dama es la 'oveja negra' para los diseñadores de todo el mundo, y Christian Siriano también los piensa. Para la revista Time dijo: "Desafortunadamente, no tiene nada que ver con ella. Pero está representando lo que está sucediendo políticamente y lo que está sucediendo políticamente en este momento no es bueno para nadie".