La 'shopping bag' de 50 céntimos que la alta costura ha versionado por 1.700 euros