Clooney juega en Venecia con la línea roja entre el galán y el gañán