Dos exnovias del Príncipe Harry, invitadas a la boda: Cressida Bonas y Chelsy Davy, también en Windsor