El equipo azul entra en disputa