Chenoa:''Era el peor día de mi vida. Llamé a David y una voz contestó que aquel número no existía