La familia, el mejor apoyo de Tito Vilanova