Pablo Alborán, amigo íntimo de Mila Ximénez, le hace una promesa tras su muerte