Los jueces evaluan el progreso de las casas y el trabajo de los concursantes