La estrategia para nominar en masa a Miriam, Verdeliss y Koala, al descubierto