Ömer y Defne están predestinados: Su primer encuentro de adolescentes dejó impactado al diseñador